13 de abril de 2009

La capital rusa se prepara para acoger el próximo festival de Eurovisión

La capital de Rusia se está preparando para acoger el festival de música más importante de Europa. Para ello recibirá a los miles de visitantes y periodistas con una gran oferta cultural y con los mejores establecimientos de Moscú abiertos durante la noche.

Uno de los periodistas más famosos de este país, Arthur Gasparyan, ha hecho unas declaraciones al primer canal ruso donde recomienda a los visitantes europeos que no cojan el metro de la capital ya que, en su opinión, a diferencia de los metros europeos, el metro moscovita tiene muchos problemas que todavía no se han subsanado como por ejemplo que siempre están atestados de gente.

Otra de las personalidades que ha hablado es la productora de Dima Bilan, Jana Rudkovskaya, que cree que no habrá ningún problema con los visitantes europeos, pero advierte que no es un secreto que la mayoría de los seguidores de Eurovisión es de una minoría sexual. Estas declaraciones se producen ya que todos los desfiles gay que se han solicitado a la alcaldía de Moscú han sido rechazados.

Sobre este asunto el alcalde de Moscú, Juri Luzhkov, ha comentado que los visitantes vayan a Moscú y se diviertan pero que no lo muestren en las calles ni en las plazas con desfiles ni manisfestaciones.

Arthur Gasparyan cree que habrá desfiles en cualquier caso y advierte de que posiblemente se utilice la fuerza, por lo que reza para que los gobernantes de Moscú tengan suficiente valor para tener tolerancia con ellos.

Y por último Juri Aksyuta, productor Ejecutivo de Eurovisión 2009, ha dicho que van a sorprender a todos, y no solo con el caviar y el vodka, sino que también quieren mostrar a Rusia como otro buen país europeo.